Abrir el armario y decirse ¿Qué me pongo? ¿Cuántas veces te haces esta pregunta? Tener claro el estilismo no siempre resulta sencillo, sobre todo cuando en nuestro guardarropa no impera el orden. Prendas que no combinan entre sí, exceso de estampados… y ¿dónde están los básicos?

A la hora de vestir no hacen falta montones de ropa, tan sólo hay que saber elegir aquellas prendas versátiles y fáciles de combinar. Seguro que alguna vez has oído hablar de las “prendas intemporales” ¿verdad?

Se trata de aquellas prendas y complementos que podemos usar todo el año, tanto en verano como invierno y que nos permiten múltiples combinaciones. Son aquellas prendas que nunca debemos retirar del armario ya que siempre nos pueden sacar de un apuro estilístico.



En época de entretiempo, como primavera u otoño, las prendas intemporales cobran más protagonismo gracias a su versatilidad.

¿Y cuáles son aquellas prendas intemporales que deberíamos tener?

  • Jeans: unos pantalones vaqueros son eternos, combinan con todo y nunca pasan de moda.

  • Vestido de gasa: opta por el negro y llévalo solo en verano y combinado con un blazer, una cazadora de cuero… en invierno.

  • Camisetas: nunca fallan. Opta por manga corta, manga larga, ¾ y confía en los colores básicos como el blanco, el negro, azul marino…

  • Camisa blanca: elige un modelo de manga larga. Siempre te sacará de algún apuro y si quieres darle un toque más chic, prueba a remangarte las mangas.

  • Suéter o chaqueta de punto: perfecto para los meses de entretiempo. Opta por un color neutro que combine con todo.

  • Falda tejana: es muy polivalente y puede darte mucho juego tanto para un look más informal como más sofisticado.

  • Falda de gasa: su polivalencia hace que esta prenda sea muy fácil de combinar y la convierta en una indispensable.

  • Pantalón negro de lana fría: nunca falla y puede salvarte de algún apuro.

  • Sandalias: no todos los modelos sirven, pero las sandalias también son para el invierno. Aportarán un toque más chic.

  • Mocasines o bailarinas: es el calzado por excelencia de entretiempo. Son inmortales a la vez que cómodos.

  • Zapato de salón: opta por un tacón medio y un color neutro. Podrás combinarlo tanto con unos jeans como con un vestido.

  • Bolso de cuero: apuesta por un color básico como el negro o el marrón.


Ahora que ya sabes cuáles son las prendas intemporales, aliadas para los días de entretiempo, desde Quémepongo te animamos a que abras tu armario y lo pongas a prueba. Si quieres saber más sobre qué prendas te faltan o te sobran, infórmate sobre el Curso de análisis del guardarropa o el servicio de Estudio del Guardarropa. 
quemepongo.es utiliza cookies para una mejor experiéncia de usuario